Los técnicos debidamente entrenados realizan la mantención a los neumáticos de manera segura

Cambiar los neumáticos de un camión de carga es una tarea que presenta varios riesgos inherentes. Dicen que un neumático tiene la suficiente fuerza para lanzar a un minero una milla por el aire. Desde que el trabajo comienza con el aislamiento y la elevación del camión, para desinflar el neumático y aflojar los talones, para desmontar el conjunto e inspeccionar los componentes, es fácil ver que la tarea implica mucho más trabajo que simplemente cambiar un neumático. Los técnicos de neumáticos por lo general se ubican en una pequeña área del taller principal y a menudo tienen que trabajar en una losa de hormigón en el patio, lo que hace que su trabajo sea un poco más tedioso. Comprender los peligros y los posibles riesgos es tan importante con esta tarea como lo es con cualquier otro aspecto de la operación minera.

B.C., representan un costo enorme para los operadores de mina. La selección de una empresa para suministrar y mantener los neumáticos es una decisión importante.
B.C., representan un costo enorme para los operadores de mina. La selección de una empresa para suministrar y mantener los neumáticos es una decisión importante.
 

Muy pocas empresas conocen los neumáticos mineros off-the-road (OTR) (o industriales) tan bien como Kal Tire. Una empresa privada canadiense cuyas raíces se remontan 60 años al sur en la Columbia Británica; hoy en día, el grupo de neumáticos mineros de la empresa emplea a más de 1.500 personas, opera en 19 países y trabaja con 43 empresas mineras de relevancia mundial en más de 150 minas. La empresa opera cuatro plantas de recauchaje de neumáticos OTR a nivel mundial y cuenta con cinco instalaciones de reparación de neumáticos OTR sólo en Canadá. Saben bastante sobre neumáticos para la minería.

Debido a su presencia en diferentes tipos de minas (roca dura, arenas petrolíferas y carbón) en la región que rodea sus oficinas centrales en Vernon, Columbia Británica, la empresa ha acumulado una amplia experiencia y conocimientos que actualmente exporta a otras instalaciones en todo el mundo. Más recientemente, la empresa ha desarrollado un programa intuitivo de seguridad y capacitación donde las habilidades de cada uno de los técnicos están bien documentadas. Al usar algunas técnicas de mejora continua, también son capaces de mantener los técnicos experimentados actualizados y obtener el feedback necesario para mejorar el programa de servicio de los neumáticos.

Kal Tire estableció una instalación nueva en Fort McKay para mantener los equipos utilizados para la explotación de arenas petrolíferas y los vehículos al servicio de dichas minas. Recuadro: Un Kal Kan se encuentra junto a una losa de hormigón diseñada especialmente para cambiar los neumáticos de los camiones de carga.
Kal Tire estableció una instalación nueva en Fort McKay para mantener los equipos utilizados para la explotación de arenas petrolíferas y los vehículos al servicio de dichas minas. Recuadro: Un Kal Kan se encuentra junto a una losa de hormigón diseñada especialmente para cambiar los neumáticos de los camiones de carga.
 

En una época en que muchas minas están tratando de alcanzar la meta de cero accidentes con tiempo perdido, la empresa desea hacer negocios con un contratista que comparta la misma filosofía. Cuando sus técnicos ingresan a la mina, los operadores de la mina saben que Kal Tire mantiene sus normas de capacitación al mismo nivel elevado de la mina.  También pueden capacitar al personal de la mina en el manejo y operación segura de los neumáticos OTR.

Desarrollo de un Recurso de Neumáticos Mineros Global  
Kal Tire lanzó su grupo de neumáticos mineros a comienzo de los años 1970, prestando servicios en las minas de la Columbia Británica y Yukon. En 1990, la empresa expandió sus operaciones a las arenas petrolíferas ya que ese sector comenzó a crecer en Alberta. Siete años más tarde, entraron en Latinoamérica, estableciendo empresas en Chile, Argentina y Bolivia. En 2007, Kal Tire entró en México debido a que las minas de plata y oro comenzaron a expandirse.  Hoy en día, también tienen operaciones en África, Europa y Australia. “Con operaciones en los cinco continentes, nos consideramos el primer especialista en neumáticos mineros a nivel mundial,” dijo Mike Weir, gerente global del proceso de operaciones de Kal Tire.

Técnicos de neumáticos realizando una inspección visual en el taller de Sparwood.
Técnicos de neumáticos realizando una inspección visual en el taller de Sparwood.
Para realizar la reparación, la superficie de rodadura dañada es desbastada hasta los cordones.
Para realizar la reparación, la superficie de rodadura dañada es desbastada hasta los cordones.
Un airbag y una manta térmica calienta el área de reparación a 140°C. El compuesto del neumático es considerado curado cuando alcanza 115°C, lo cual demora de ocho a 12 horas.
Un airbag y una manta térmica calienta el área de reparación a 140°C. El compuesto del neumático es considerado curado cuando alcanza 115°C, lo cual demora de ocho a 12 horas.

Weir explicó cómo la empresa presta servicios a los neumáticos mineros y cómo sus esfuerzos en la seguridad y la capacitación se traducen en valor para sus clientes in situ. “Podemos manejar todo lo que nuestros clientes necesitan que hagamos dentro y fuera del sitio en términos de mantención y gestión de neumáticos,” dijo Weir. “Cubrimos todas las posibilidades, desde la selección y suministro de neumáticos hasta su instalación, inspección, mantención de rutina, reparación, recauchaje y reciclaje. Podemos adaptar el alcance de nuestro contrato para satisfacer las necesidades de nuestros clientes.”

Además de los programas de capacitación extendidos en materia de seguridad y salud, existen varios atributos que diferencian a Kal Tire, explicó Weir. Es un concesionario multimarca con soporte técnico a nivel mundial y con las herramientas propias, muchas desarrolladas por Kal Tire, tal como True Tire Technology y Tire Track, la empresa cuenta con la experiencia técnica necesaria. Weir cree que la fortaleza de la empresa radica en su gente. “Nuestros programas de desarrollo y avance profesional nos permiten atraer, capacitar y retener a las mejores personas del rubro,” dijo Weir.

Al comenzar su carrera en el área del taller y trabajar con las minas durante más de 20 años, Weir cree que el personal de Kal Tire es realmente su mayor activo. “Una enorme cantidad de recursos y energía se destina para proteger y desarrollar dichos activos,” dijo Weir. “Si podemos proporcionar a los miembros de nuestro equipo las herramientas, capacitación, apoyo, conocimiento y orientación para que puedan tener éxito, entonces Kal Tire tendrá éxito. Es una fórmula que no falla. Ser capaz de ofrecer a nuestros clientes el más alto nivel de servicio y la documentación para respaldarlo es de gran valor para ellos.”

La empresa ha tenido una impresionante presencia global desde hace algún tiempo, y con esto genera aún más oportunidades para mejorar.  

Mediante el uso de la videoconferencia y sus sitios web personalizados, Kal Tire está utilizando comités globales para aprovechar plenamente los conocimientos de la empresa. Los expertos regionales forman parte de equipos matriciales especializados, centrados en el intercambio de información, la colaboración y las iniciativas de mejora continua.  Algunos ejemplos de estos comités clave incluyen: seguridad, proceso de operaciones, herramientas, capacitación y gestión de activos. Cada uno de estos comités está encabezado por un gerente global. Weir dirige el comité de proceso de las operaciones globales. “La intención es aprovechar el conocimiento colectivo y la experiencia de los miembros de nuestro equipo y traducir las mejores ideas en mejores prácticas, estándares, eficiencias y soluciones para nuestros clientes,” dijo Weir.

En cuanto a las operaciones canadienses, Kal Tire cuenta con 30 localidades diferentes y 250 miembros de equipo en la división de neumáticos mineros. La empresa opera en ocho localidades diferentes sólo en las arenas petrolíferas, entre los cuales seis corresponden a centros de servicio en terreno a tiempo completo, donde cuenta con técnicos de neumáticos, personal de apoyo administrativo y gerentes dedicados a los clientes específicos, e informa a dichas localidades 365 días al año.

Kal Tire tiene dos localidades fuera del área en Fort McMurray, Mildred Lake (su base original de operaciones) y el nuevo centro de servicio Fort McKay. “Las dos instalaciones proporcionan infraestructura a los contratistas in situ y respalda la mano de obra y la cobertura que dichas localidades podrían necesitar,” dijo Weir. “También podemos prestar servicios a los proveedores y contratistas locales al servicio de la industria minera. Podemos entregar servicio de transporte liviano y pesado. Podemos manejar cualquier equipo en funcionamiento en Fort McKay.”

La actividad minera llevada a cabo en las arenas petrolíferas aledañas a Fort McMurray ha sido bien documentada en Equipo Minero. Las carreteras que unen las minas con la ciudad están congestionadas con buses que transportan mineros hacia y desde su trabajo y camiones que transportan suministros. Si no están transportando suministros para las minas, están transportando suministros de construcción para la comunidad. Mover cualquier cosa a cualquier lugar y en determinados momentos puede ser una pesadilla logística.

Kal Tire y varios proveedores de servicios ya han establecido su campamento en un centro de negocios situado cerca de Fort McKay, el cual se encuentra a 30 km al norte de Fort McMurray y está ubicado más centralmente para todos con las operaciones de las arenas petrolíferas. Este puesto de avanzada es la instalación canadiense más reciente de Kal Tire y es aquí donde están capacitando a los futuros técnicos de neumáticos.

Capacitación LMS
Kal Tire ha desarrollado su propio programa de capacitación mediante una plataforma en línea del Sistema de Gestión de Aprendizaje (LMS). El sistema proporciona acceso a los técnicos a todos los materiales de capacitación esenciales de Kal Tire. El LMS de Kal Tire cuenta con más de 300 módulos (o cursos de capacitación individual) específicamente para el grupo de neumáticos mineros, incluyendo videos y pruebas de conocimiento.

Similar a un proceso de aprendizaje, el programa consiste en horas de clase y aprendizaje teórico frente a un computador. Luego, los técnicos van a terreno y aplican dicho conocimiento a través de la capacitación mediante un mentor. Conforme van avanzando durante los 27 meses del programa, se enfrentan a evaluaciones de competencias, las cuales son demostraciones prácticas de habilidades relacionadas con tareas críticas en terreno ante un instructor o supervisor. “La clave del programa es la prueba de competencia,” dijo Weir. “No sólo tienen que aprobar una prueba en un computador.  Sino que tienen que demostrar que pueden realizar esta tarea de manera segura delante de un instructor. Luego, ésta se documenta.”

El programa de capacitación de técnicos OTR de Kal Tire se divide en 19 paquetes de capacitación individual y ha incorporado una gran cantidad de materiales de la Asociación de la Industria de Neumáticos (TIA, según sigla en inglés) junto con los elementos de capacitación personalizados de Kal Tire.

Un manipulador de neumáticos se acerca a un camión Komatsu 830E después que ingresa al centro de mantención de neumáticos en la mina Greenhills de Teck, cerca de Sparwood, B.C.
Un manipulador de neumáticos se acerca a un camión Komatsu 830E después que ingresa al centro de mantención de neumáticos en la mina Greenhills de Teck, cerca de Sparwood, B.C.

El día que Equipo Minero visitó las instalaciones de Fort McKay a mediados de agosto, cuatro jóvenes, todos los cuales fueron contratados en el mes de febrero, estaban trabajando a través de los vídeos de TIA OTR en la sala de capacitación, mientras que otros dos estaban realizando una evaluación de competencia sobre el desmontaje seguro de un neumático de un camión liviano en el taller. “Ellos avanzan según el cronograma,” dijo Weir. “Cuando llegan al punto en que están listos para realizar una tarea específica por su propia cuenta, les hacemos una evaluación de competencia, cuyo objetivo principal es velar por su seguridad y asegurar de que los hemos preparado para tener éxito.” Antes de que los técnicos saquen la rueda de un camión, los operadores de la mina pueden tener la certeza de que han sido correctamente capacitados. “Los capacitamos en todos los equipos, como montacargas, manipuladores de neumáticos y camiones-grúa, y deben cumplir los requisitos de competencia con el fin de operar dichos equipos,” dijo Weir. “Lo mismo sería para todos los países donde llevamos a cabo nuestro negocio, pero tenemos registros de cerca de 100 técnicos de neumáticos que prestan servicios en las arenas petrolíferas sólo en esta instalación.”

Importancia del HSE del Contratista
La estrategia de cumplimiento de la seguridad, salud y medio ambiente (HSE) de Kal Tire evolucionó con sus clientes. Antes del año 2000, el grupo de neumáticos mineros trabajó con los representantes de seguridad del cliente en un proceso de administración. “Cuando trabaja como contratista en sus minas, usted sigue sus reglas y le dicen cómo hacer las cosas,” dijo Jeff “JJ” Johnson, quien lidera las iniciativas de seguridad del Grupo de Neumáticos Mineros de Kal Tire en Canadá. “En el año 2000, creamos el primer cargo de coordinador HSE de tiempo completo con base en Fort McMurray para ponernos al nivel de pensamiento del operador de la mina. La seguridad se estaba convirtiendo en un punto focal para las minas y las muertes no se tolerarían más. La industria de las arenas petrolíferas quería eliminar cualquier tipo de lesiones.”

La empresa logró el Certificado de Reconocimiento de la Provincia de Alberta, el cual dice básicamente que la Junta de Compensación de los Trabajadores ha reconocido que la empresa cumple con un conjunto mínimo de criterios, un programa de seguridad, procedimientos de trabajo seguros, ERPs, etc. “Esto se ha convertido ahora en algo habitual para cualquier empresa que quiera operar en la región,” dijo Johnson.

En el año 2003, la empresa creó un cargo HSE corporativo para supervisar la seguridad de manera global. La misión era lograr un nivel de seguridad aceptable en todo Kal Tire e implementar un programa de mejora continua. Hoy en día, han creado cargos similares específicamente para el grupo de neumáticos mineros.

Johnson, quien comenzó con Kal Tire en la década del 80, ha ayudado a desarrollar e inculcar esta cultura de seguridad. “Empezamos por contratar a las personas adecuadas que estuvieran en buenas condiciones físicas y mentales,” dijo Johnson. “Los exámenes de alcohol y drogas eliminan a los candidatos inadecuados.”

Los candidatos nuevos se colocan en un programa de servicio para empleados (SSE) a corto plazo y luego realizan un potente programa de mentores.

Éste ofrece un nivel de confort a los empleados. Entienden las expectativas. SSE comenzó como un programa piloto en Fort McMurray y ahora se ha extendido a otras operaciones de Kal Tire en Canadá. Esta es una iniciativa canadiense que podría ser exportada a otras operaciones globales.”

La capacitación en materia de seguridad no se limita a los nuevos empleados, explicó Johnson. “En muchas industrias, existe un déficit en la capacitación de supervisores de primera línea,” dijo Johnson. “Ellos son un eslabón fundamental para nuestras operaciones. Creemos que un supervisor es responsable de velar por el bienestar, la salud y la seguridad de las operaciones diarias.”

Kal Tire ha invertido fuertemente en su programa y espera lo mismo de sus proveedores. “Los operadores de minas han reconocido que los incidentes no tan sólo se relacionaban con los contratistas, sino que también con los subcontratistas,” dijo Johnson. “Nos responsabilizamos (held to task) ante los sistemas de gestión de terceros. Por lo tanto, hacemos algo similar. Hemos construido nuestro propio programa ya que no tenemos muchos subcontratistas, pero tenemos unos cuantos que proporcionan servicios para nosotros en las minas. Hemos creado un conjunto de definiciones y normas preestablecidas que esperamos que cumplan.”

La oficina de Fort McKay está realizando pruebas beta a una base de datos para informar y realizar seguimiento a los incidentes. Están en el proceso de estandarización de la información para cumplir con los requisitos de Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA), los cuales sean aceptados en todo el mundo. Más recientemente, Johnson ha estado concentrando sus esfuerzos en el proceso de investigación. “Una cosa es informar los incidentes, pero también tenemos que determinar la causa e identificar las medidas correctivas,” dijo Johnson. “Nuestro proceso también tiene responsabilidades.”

Después que el neumático viejo ha sido desmontado y que el conjunto de la rueda y el cubo han sido inspeccionados, un manipulador de neumáticos coloca un neumático nuevo en el 830E.
Después que el neumático viejo ha sido desmontado y que el conjunto de la rueda y el cubo han sido inspeccionados, un manipulador de neumáticos coloca un neumático nuevo en el 830E.

Él y su equipo también han estado elaborando un programa de identificación de peligros internos. “Nuestra opinión es que, si podemos dar un enfoque proactivo a la seguridad, informando los peligros y creando conciencia de los peligros, podemos reducir significativamente los incidentes reales,” dijo Johnson. “Nos hemos fijado una meta de un informe de peligros por persona al mes.” Aunque idealmente le gustaría ver 80%, la tasa de respuesta ha crecido hasta el 40% en un corto período de tiempo y la calidad de los informes también está mejorando.

Para determinar hábitos de trabajo seguro, los supervisores tienen siete listas de comprobación de comportamientos críticos para tareas tales como inflado, inspección, etc. Ellos observan a los técnicos para ver qué está sucediendo. Un día pueden decidir utilizar una tarjeta observación EPI y luego introducen los resultados en la base de datos.  “Estamos viendo buenas tendencias en el comportamiento y hemos identificado áreas de mejora,” dijo Johnson. Como ejemplo, estaban viendo bajos puntajes en las herramientas manuales, en particular la inspección previa al uso. El departamento de seguridad ha identificado una necesidad y está trabajando para encontrar maneras de mejorar en esa área.

Mantención de Neumáticos en Elk Valley
Kal Tire ha estado en Elk Valley durante 20 años y administra los neumáticos de la mayoría de las minas de la zona.

Bruce Robertson administra este distrito para Kal Tire e invitó a Equipo Minero al taller de Sparwood para ver cómo se reparan los neumáticos de los camiones y para observar a sus técnicos cómo cambian los neumáticos en el área de Operaciones de la mina Greenhills de Teck. En general, Robertson supervisa operaciones que incluyen 42 técnicos de neumáticos OTR, seis localidades y alrededor de 4.700 cambios de neumáticos al año.  Recientemente ha desarrollado un equipo de servicio móvil. “Pusimos éste en práctica hace dos años,” dijo Robertson. “Tuvimos problemas para cubrir el periodo de vacaciones para ambos técnicos de neumáticos. Este grupo flota de mina en mina según sea necesario.”

El taller de Sparwood repara la mayoría de los neumáticos para la minería en Elk Valley. Una vez que se ha hecho un corte en un neumático, uno que perfora la superficie de rodamiento y tal vez una o dos capas del neumático, explicó Robertson, es posible que no sea visible para el ojo inexperto, pero el neumático sabe que está allí y sólo empeora con cada vuelta. “Tenemos que detectar el corte antes que empeore,” dijo Robertson. “Tenemos que programar el neumático para su reparación en el momento oportuno. Tenemos que llevarlo a un taller de reparaciones. Cortaremos por capas hasta el corte y pesquisaremos cualquier separación hasta llegar al caucho resistente. Si el daño es demasiado profundo, pondremos un parche de refuerzo detrás de ese daño. Llenaremos el corte con caucho y lo curaremos.”  Robertson indicó también que no todos los daños se pueden reparar.

Antes que los técnicos comiencen el trabajo, el gerente del sitio, Glenn Thies, analiza la tarea con ellos.
Antes que los técnicos comiencen el trabajo, el gerente del sitio, Glenn Thies, analiza la tarea con ellos.

En el taller, los reparadores de neumáticos colocan los neumáticos en un árbol rotatorio y los inspeccionan. Escuchan en busca de áreas con sonidos huecos o de percusión. Cuando encuentran una, la desbastan hasta el acero. Ellos colocan el cemento vulcanizado sobre los cordones y llenan el espacio con caucho. Luego utilizan yeso para darle forma. Se colocan cables y los sensores en el área de reparación para monitorear la temperatura. Un airbag y una manta térmica calientan el área de reparación a 140°C. El compuesto del neumático es considerado curado cuando alcanza 115°C, lo cual demora de ocho a 12 horas. El taller de Sparwood puede manejar 12 curados por día.

Las operaciones de la mina Greenhills produce aproximadamente 5 millones de toneladas métricas de carbón (steelmaking) por año. En este sitio, Kal Tire tiene ocho técnicos de neumáticos OTR y un supervisor en terreno para la gestión del programa de neumáticos para Teck Coal. Durante la visita, un camión Komatsu 830E ingresó al centro de servicio. Necesitaban reemplazar el neumático delantero del lado del conductor. Dos técnicos de neumáticos (uno experimentado y un empleado SSE) cambiarían el neumático mientras Equipo Minero observaba.  

Antes que los técnicos comenzaran el trabajo, el gerente del sitio, Glenn Thies, analiza la tarea con ellos. Verifica el EPP apropiado. Discute sobre los procedimientos de bloqueo con candado y tarjeta. Revisa los gatos y los soportes de los gatos. Analizan los peligros de tropiezos y las señales de advertencia. “Sé que usted está entrenado y que está entrenándolo,” dijo Thies. Discuten sobre algunas preocupaciones con la alineación del manipulador. El área de trabajo se ubica de manera tal que, si algo sucede, la trayectoria es hacia el patio de neumáticos y no hacia las áreas más pobladas del taller.

Discutieron sobre el proceso de limpieza e inspección de los componentes de la rueda. Los técnicos verificaron que ellos entendieran que esto lo hacen para asegurarse de que todo está funcionando y asentado correctamente. Y eso les pudo traer mala suerte, porque el conjunto de la rueda resultó ser muy obstinado. La reparación duró más de una hora, pero fue manejada de manera segura y eficiente.

Kal Tire está estableciendo un nuevo estándar para los contratistas que trabajan en las minas. Han establecido algunas metas ambiciosas. Sólo el tiempo dirá si las alcanzaron, pero los operadores de minas ciertamente apreciarán el hecho de que comparten objetivos similares.

Edición Digital