Tras finalizar los nueve cursos del Programa de Becas Laborales impulsado por el Servicio Nacional de Capacitación y Empleo de Chile (SENCE) y Finning Chile, más de 100 trabajadores de Antofagasta y Santiago fueron certificados luego de aprobar con éxito un proceso de capacitación en Mantenimiento Básico de Maquinaria Pesada, dictado por la Compañía y ejecutado en las sedes de Finning Instrucción Técnica (FIT).

El curso benefició a funcionarios de las Fuerzas Armadas, alumnos egresados de liceos técnicos en convenio con la compañía y a trabajadores derivados por las Oficinas Municipales de Intermediación Laboral (OMIL) de Santiago y Antofagasta. El proceso de formación contempló 140 horas de capacitación en materias como; tren de potencia, sistemas eléctricos, hidráulicos, motor y lubricantes. Además se les realizó un apresto laboral, que buscaba transferir habilidades blandas a los participantes para que puedan contar con mejores herramientas al momento de enfrentar un proceso de selección laboral.

Inclusión
Es importante destacar que del total de trabajadores capacitados, un 20% fueron mujeres, cifra que habla del creciente interés de ellas por insertarse en un mundo culturalmente asociado a varones, pero que paulatinamente abre más espacios para su incorporación en áreas productivas vinculadas a la mantención de equipos pesados.

“Capacitar y transferir nuestra experiencia es algo muy importante para quienes integramos el equipo de Finning Capacitación, especialmente en estos difíciles momentos que viven las diferentes industrias, muy en particular la minería. Tenemos que aprovechar esta oportunidad de formar y capacitar a trabajadores chilenos y darles todas las herramientas necesarias para enfrentar el cada vezmás competitivo mundo laboral,” explicó Fernando León del Pedregal, Gerente de Capacitación Finning Sudamérica.

Por su parte el Director Regional del Sence, Marcelo Flores, precisó que “el momento actual de la economía requiere por un lado innovar en productos, formas de comercialización, pero especialmente innovar en procesos y procedimientos, lograr hacer las cosas de manera más eficiente y productiva y para ello es fundamental la capacitación de los trabajadores y por otro lado, necesitamos entregar herramientas efectivas de formación en oficios para personas que están fuera del mercado laboral. En esta línea de trabajo está Sence, diseñando junto a la industria planes formativos atingentes a las realidades de las empresas de modo tal que sean procesos reales de productividad y agregación de valor a la economía. Destacamos el trabajo que realiza Finning con sus propios trabajadores así como esta línea de trabajo para con la comunidad, son cursos de calidad y oficios que efectivamente está demandando la industria, por tanto son oportunidades concretas de mejorar la empleabilidad de estas personas.”

Edición Digital